Entrevista de Kristen con Vancouver Sun - Promo de Still Alice

0 Comments

Kristen Stewart no necesitó estirarse a sí misma en amarres actorales para sentir un vínculo familiar con Julianne Moore en "Still Alice."

Ella había conocido a Moore, quien se convirtió en cinco veces nominada al Oscar con su reciente nominación por "Alice", ya que su primer papel protagónico fue en 2004 en "Catch That Kid", que fue dirigida por el marido de Moore, Bart Freundlich.

Ese rodaje fue "un asunto de familia", dice Stewart, y ella creció lo suficiente cerca de Moore, actuando como su hija en "Still Alice" que lo sintió casi demasiado fácil.

"Es difícil tomar el crédito para cualquier cosa... porque me gusta, y porque nos llevamos bien y nos entendemos - y eso fue capturado," dice Stewart.

"Como actor... no se puede trabajar con todo el mundo, para ser honesta contigo. La razón por la que las cosas afectan a un público... es porque una emoción y energía de esa manera es contagiosa, por lo que si estás fingiendo, la gente lo sabe."

"Para un proyecto que es tan ambicioso y tan intimidante", añadió, "necesitaba saber que yo ayudaría y apoyaría en lugar de tomar distancia en lo que ella estaba haciendo."

En el drama inquietante, Moore interpreta a una profesora de lingüística de renombre cuya encantadora vida es llevada a la ruina de manera abrupta con el diagnóstico de la enfermedad de inicio temprano de Alzheimer. Rápidamente, la académica astuta comienza desapareciendo en la misteriosa condición, mientras su marido (Alec Baldwin) y tres hijos adultos están de pie por el terror impotente.

Como aspirante a actriz, Lydia, de 24 años de edad, Stewart interpreta a un personaje que está en desacuerdo con su madre (por la negativa de la hija para ir a la universidad) y sin embargo, es su confidente más cercana. Ella es el único miembro de la familia lo suficientemente valiente como para enfrentarse frontalmente al estado de deterioro de su madre.

Stewart, tan estrechamente asociada con el éxito de taquilla de la saga cinematográfica "Twilight", ha ganado respeto de la crítica por su  rendimiento en "Still Alice".



The New York Times alabó su "excelente trabajo" en la película, el LA Times concluyó que la película "no sería tan emocionalmente eficaz como es", sin la presencia de Stewart, y Grantland anunciaba su actuación "estremecedoramente natural" como una de las 12 más subestimadas del pasado año.

Sentada en la audiencia, sin embargo, Stewart estuvo fascinada sólo por su co-estrella.

"Yo estuve presente en una gran cantidad de su actuación, pero de alguna manera vi la película y mi cabeza voló", dijo Stewart.

"Sabía que iba a lograr algo grande... que cambió la cara de la enfermedad y revela el destino de su gente, pero ella te dejó algo de lo que normalmente no serías testigo a menos que lo experimentaras personalmente."

"Sin el dolor que va junto con conocer a alguien que tiene Alzheimer... es como he conseguido una muestra de lo que es eso."

"Es gracias a ella. Ella es tan... inteligente", añadió Stewart, salpicando en la palabra-F para enfatizar. "Ella es una genio."

Stewart se identifica intensamente con su personaje, "teniendo en cuenta que es una actriz, ella es creativa, le gusta esa área gris - le gusta vivir en esa ambigüedad"

Y, sin embargo, Lydia lucha contra el tibio apoyo de sus padres y una industria indiferente, mientras que los padres de Stewart la llevaron a las audiciones y su carrera encendió casi al instante. (Ella hizo su debut en la pantalla a los 9 años, protagonizó para David Fincher en "La habitación del pánico" a los 11, y consiguió el papel principal en "Twilight" a los 17 años)

Aunque los detalles difieren, Stewart - un objetivo frecuente de los tabloides implacables - explicó que ella entiende a una actriz que lucha con  la confianza en sí misma.

"No quiero decir que ha sido difícil, pero... no es que yo sólo haya tenido "sí, sí, sí, sí". De hecho, es todo lo contrario", dijo.

"Es raro, porque me encanta lo que hago y soy, ya sabes, insanamente exitosa en ello - pero empecé a actuar cuando tenía ocho años, y fue un año de audiciones fallidas. y entonces literalmente, lo se, se lo que se siente que la gente te diga que no."

"Yo sé lo que se siente tener que luchar por lo que quieres, y en cierto modo deleitarse con el aislamiento que puede traer y deleitarse con igual fuerza en la cercanía que puede aportar a los demás", añadió. "Yo conozco ese sentimiento."

Moore afirmó como única nominación al Oscar de la película, a la mejor actriz, y ella es la elegida por muchos expertos como la principal candidata de la categoría.

Recientemente ganó el de mejor actriz en los Golden Globes y en su discurso de aceptación, dijo que los realizadores de "Still Alice" inicialmente habían dicho que "nadie quería ver una película sobre una mujer de mediana edad."

Stewart no estaba allí, pero, por supuesto, estuvo presente en el discurso de Moore.

"Creo sinceramente que si reorientas la mente de un público, ellos querrán el material", dijo Stewart, de una inclinación de género en el cine.

"No estoy paralizada por eso y no tengo miedo de ello. Las mujeres siempre han tenido que luchar un poco más duro. Es la forma en que funciona el mundo."


Traducción: Robward and krisella


Quizá también te interese...

No hay comentarios. :